Recetas

Dos cremas frías contra el calor: una de guisantes y otra de lentejas

En esta segunda oleada de cremas frías contra el calor, os presentamos dos propuestas cuyos ingredientes principales son, por un lado los guisantes y, por otro, las lentejas.

No encontraréis nada más fácil, nutritivo y rico. Si la de remolacha os pareció sublime, la de mango con zanahoria os cortó la respiración de placer y con la de garbanzos y tomate encontrasteis sentido a vuestras vidas, estas dos no les van a la zaga.

Ya nos contaréis.

Crema fría de guisantes con menta

  1. 300 gr. de guisantes frescos
  2. 200 gr. de patata
  3. 1/2 cebolla o un puerro
  4. 5 hojas de menta
  5. Aceite de oliva
  6. Caldo de verduras
  7. Sal

Cocemos las patatas hasta que estén tiernas. Mientras, pochamos en una sartén la cebolla y añadimos los guisantes. Rehogamos 5 minutos. Rectificamos de sal

Retiramos del fuego y mezclamos todos los ingredientes en un bol. Trituramos junto al caldo de verduras. Añadimos el caldo de verduras poco a poco hasta conseguir la textura deseada. El resultados podemos pasarlo por un chino o un colador para que la crema quede fina. Enfriamos en la nevera.

Servimos en cuencos individuales decorando con hojas de menta fresca.

 

Crema fría de lentejas

  1. 200 gr. de lentejas (podemos hacerlas o comprarlas de bote).
  2. 700 ml. de caldo de verduras o pescado.
  3. 200 ml de nata líquida para cocinar
  4. 1/2  vaso de vino blanco
  5.  1 puerro
  6. 1 diente de ajo.
  7. Una cucharadita de carne de pimiento choricero (podemos hidratar 3 ñoras o comprarlo directamente en el súper, algunos ya lo venden en tarritos).
  8. pimienta blanca
  9. aceite de oliva
  10. sal
  11. Crujiente de manzana (en los súper ya los venden preparados).

Hidratamos tres ñoras durante media hora  o más. Entretanto, cocemos las lentejas junto al puerro durante 25 minutos hasta que todo esté tierno.

Extraemos la carne de las ñoras con la parte opuesta del filo de un cuchillo. Mezclamos todos los ingredientes y añadimos el caldo poco a poco mientras trituramos hasta conseguir la textura deseada. Salpimentamos y enfriamos en la nevera.

Servimos decorado con crujiente de manazana o lo que nos parezca más adecuado.

 

Quizá te interese ...

Galletas trébol para celebrar la primavera

MANU CATMAN

Un menú para San Valentín que pone mucho

Los Gastronautas

Crema de calabaza con naranjas, jengibre y langostinos

MARCOS MARTINEZ

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. Aceptar Leer más